viernes, 4 de septiembre de 2015

Si padece dolores de oído, cabeza, cervicales, quizá se deba a su ATM. La articulación temporo-mandíbular, es una de las que más trabaja del cuerpo al masticar, hablar y deglutir, y la presión que ejerce se puede extender a cuello, espalda y cráneo. Si los dientes están mal alineados, o existe un mal funcionamiento de músculos y mandíbula, la presión puede ser excesiva produciendo dolores.

Nuestros profesionales son expertos en diagnostico y tratamiento del ATM mediante relajación y terapia muscular y el uso de ortodoncia para posicionar la articulación en concordancia con la mordida. De esta manera se evitan complicaciones mayores.

Consulte con nuestros especialistas en Zaragoza y le asesorarán sobre el tratamiento que más le convenga.